lunes, 19 de noviembre de 2012

GAZPACHO (MENÚ DE CINE)



© El Platillo Comilón



INGREDIENTES: (para 4 personas)


-   1 kg de tomates maduros
-  1/2 pimiento verde de tamaño mediano (si queremos podemos añadirle la mitad de pimiento rojo y la otra mitad de pimiento verde)
-   1/2 pepino mediano
-   1/2 cebolla pequeña
-   Un diente de ajo
-   3 cucharadas rasas de aceite de oliva
-  Una cucharada de vinagre de vino blanco (si te gusta con un sabor más fuerte le añadimos más cantidad)
-  150-200 gr de miga de pan del día anterior o en su defecto 2 o 3 rebanadas de pan de molde sin bordes.
-   Sal


ELABORACIÓN:

     ¿Qué es el gazpacho? es……………. una sopa fría! así es. De ahí que sea un plato muy apetecible en verano. El gazpacho se ha ido abriendo hueco en la cocina española y hoy en día lo podemos considerar como uno de sus platos típicos. Son muchas las variedades que existen a la hora de elaborar este plato y muchas de ellas dependen del área geográfica donde nos encontremos. Podemos pues hablar del gazpacho andaluz, del manchego, del murciano, etc.

    Aquí, en el Blog del Platillo Comilón, vamos a hacer una receta muy sencilla. ¿Quieres tomar un fresquito y delicioso vaso de gazpacho?

    Lavamos los tomates y secamos. Les quitamos la parte  central y los cortamos en trozos. Hay recetas en las que los tomates se escaldan y se les quita la piel. Pero lo vamos a hacer con ella. Los echamos en el vaso de la batidora, jarra o recipiente donde lo vayamos a hacer.

     Añadimos medio pimiento verde o rojo, sin pepitas, o los dos, siempre que la unión de ambos formen ½  pimiento. Pelamos medio pepino, un diente de ajo y media cebolla y lo añadimos todo en el vaso de la batidora junto con 3 cucharadas de aceite de oliva y una de vinagre. La cantidad que echemos de este último dependerá de lo fuerte que nos guste el gazpacho.

    Ya solo queda añadirle el pan. Echaremos unos 150-200 gr de pan duro (del día anterior), pero en su defecto, podemos utilizar pan de molde. Si usamos este último, quitamos los bordes de las rebanadas y las añadimos junto al resto de ingredientes. Echamos sal al gusto y trituramos con una batidora.

    Una vez triturada la mezcla la colamos con ayuda de un colador y lo echamos en una jarra o botella de cristal para conservar en el frigorífico. Cuando veamos que ya está fresquito lo tenemos listo para servir. 


- ACCEDE AL MENÚ DE CINE -
                 

- QUIZÁS TE INTERESE ESTO -

    







No hay comentarios :

Estaré encantado de saber tu opinión